Hace muchos años fui a ver un espectáculo de una compañía de acróbatas chinos. En aquella época China no era la potencia económica que es actualmente y estos acróbatas no disponían de la infraestructura y el despliegue que podríamos ver hoy en un espectáculo similar. Sólo se presentaban de una manera simple y sencilla, en el pequeño escenario de un teatro, una sucesión de asombrosos números de acrobacia, equilibrio y malabarismo.

Este video no es el más espectacular que puede encontrarse en YouTube acerca de acróbatas chinos, pero sí me recuerda la sencillez de aquel espectáculo que presencié.

¡Cuántas veces se habrá caído esa mesa durante los ensayos!

Desde mi asiento en la primera fila podía apreciar cada detalle, y me sorprendió ver que los acróbatas tenían el aspecto de personas comunes. Eran hombres y mujeres jóvenes que seguramente en otras circunstancias, en su país, no llamarían demasiado la atención. Pero habían logrado desarrollar ciertas destrezas increíbles con un grado de perfección que si no lo hubiera visto con mis propios ojos hubiera pensado que era imposible de alcanzar.

Seguramente hubo un momento en la vida de estos acróbatas en que aún no habían desarrollado sus talentos. E incluso ya siendo profesionales, al comenzar los ensayos para un nuevo espectáculo probablemente muchas cosas les salieran mal y deberían repetir sus movimientos innumerables veces hasta desarrollar una nueva habilidad.

Es que la clave para dominar cualquier arte, además de tener talento y condiciones, es el entrenamiento y la perseverancia para poder desarrollar ese potencial latente.

Bien. Creo que también nosotros estamos llamados a aprender a llevar a cabo un pequeño milagro personal, una maravillosa destreza que al principio puede parecernos tan difícil como las de los acróbatas chinos… pero que es nuestro destino dominar plenamente porque fuimos creados con los dones necesarios para cumplir esa misión.

El despertar de la consciencia

Casi siempre actuamos de manera mecánica, sin apreciar el instante que estamos experimentando. Nuestra atención es captada permanentemente por el constante flujo de nuestros pensamientos, sobre todo cuando realizamos las actividades cotidianas… es decir, la mayor parte del día. Y todo el tiempo nos perdemos la única experiencia real a nuestro alcance: vivir intensamente el momento presente.

La psicología occidental ha pasado por alto un hecho de una importancia prodigiosa: que no somos conscientes de nosotros mismos, que vivimos, actuamos y razonamos sumergidos en un sueño profundo, en un sueño que no tiene nada de metafórico sino que es absolutamente real, y sin embargo, del que podemos despertar.

P. D. Ouspensky

Este video nos muestra cómo actúa alguien que aún no cayó en el profundo sueño de la vida adulta:

«¡Un tren! ¡Mira cómo se acerca hacia nosotros! ¡Oh, Dios mío! ¡Ahí viene…!»

Como sucede normalmente en los sueños, la gente no se da cuenta de que está profundamente dormida. Sólo podemos comprender nuestra condición cuando despertamos, aunque sea por unos momentos, o cuando podemos observar a alguien que sí está despierto, es decir, alguien que actúa de manera plenamente consciente y espontánea. Por ejemplo estas personas seguramente estaban bien despiertas cuando fueron tomadas las fotos:

Collage de fotos de personas felices, despeinadas

De niños vivíamos completamente despiertos. Vivir plenamente requiere que despertemos. Ningún ser fue creado para vivir durmiendo.

Nuestro destino, si decidimos aceptar el desafío, es incrementar nuestro nivel de consciencia experimentando plenamente cada momento, aunque estemos realizando una tarea sencilla o rutinaria… como esperar el tren. Lo que está en juego es nada menos que nuestra felicidad.

Si quieres que tus sueños se hagan realidad... despierta! (frase de Ambrose Bierce)

La sociedad también tiene un cierto nivel «colectivo» de consciencia, y es fundamental que cada uno de nosotros lo incremente, que sume su aporte personal, para construir un mundo más justo y donde sea más agradable vivir.

Axel Piskulic

Si te gustó este artículo, por favor...

No te vayas sin compartirlo

No te vayas sin dejar tu comentario

No te vayas sin suscribirte gratis por mail... Gracias!

Para suscribirte gratis y no perderte ningún artículo

144 comentarios en “Los acróbatas chinos

  1. ¡GRACIAS!! por los mensajes que nos envías. A veces se nos hace difícil despertar frente a una realidad que nos presenta tantos desafíos. Tus mensajes me ayudan mucho a lograrlo. Que Dios te bendiga.

    Un abrazo

    Lillián

  2. Por mi propia decisión congelé mi corazón por la pérdida de mi hermano mayor, ahora después de un año he decidido descongelarlo, pero ha sido como abrir la caja de Pandora, no solo lo bueno q tengo regresó sino ciertos fantasmas q pensaba q ya los había exorcizado, o eso creía, regresaron más fuertes… En estado alterado por cosas del destino encontré este sitio y recibí la bofetada mental q necesitaba para aceptar q no puedo controlarlo todo y q lo único q puedo cambiar es a mí misma… De todo este viaje me quedó el deseo de seguir escribiendo y de aprender a dibujar a mis 28 años, antes me rendí a hacerlo pq mi dibujo es peor q el de un niño de 2 años, pero ahora con esfuerzo y dedicación lo haré quien quita y en el futuro sea una dibujante famosa xd gracias por este espacio y q Dios siempre te colme de bendiciones.

  3. Qué bello!

    Estamos tan acostumbrados a estar dormidos, que el despertar debe hacerse en plena conciencia y trabajarlo diariamente, todo lo vemos normal… hemos perdido la capacidad de asombrarnos y de vivir el presente… ahhh pero cómo lograrlo!

  4. Hola Axel, no cabe duda como dice el dicho la práctica hace al maestro y aunado a vivir el presente algún día volveremos a despertar como esa niña, muchas gracias, saludos.

  5. Axel muchísimas gracias. Eres toda una inspiración. Sabes llegar con mensajes preciosos y de una forma encantadora. Me gusta y me aporta mucho leerte. Gracias.

  6. Muchas gracias!!!

    Me gustó mucho lo que escribiste!

    Ojalá pudiera disfrutar de cada momento como la niña cuando espera el tren, que condición tan maravillosa!

    Un abrazo a todos!

  7. Gracias amigo por darle a la vida mucho de ti ya q sin este blog muchas personas seguirían vagando por la vida sin sentido, sin guía, sin despertar de su trance, gracias desde Lima Perú.

  8. Hola Axel:

    Todo parece llegar en su justo momento, alguien por allí decía algo así como que dejamos cosas por otros , llámese hijos, marido y demás… yo años dejé mucho por los demás… por qué, no sé… cuando era soltera, siempre estaban mi mamá y hermanos… hoy mis hijos y marido, inclusive «amigos» (que cuando los necesitás no están) hasta que un día me detectaron cáncer y cuando volví del tratamiento comencé terapia, allí aprendí a actuar «sin culpas»… Hoy por ahí estoy un poco dormida de nuevo… siento que me estoy perdiendo momentos lindos, vaya a saber por qué?!! O tal vez sííí sé pero no acepto… pero está bueno, intentar ser feliz y disfrutar todos los días que Dios nos regala, fijarnos metas… objetivos…

    Graciaaaas por despertarme y guiarme con tus artículos, siempre muy interesantes… que Dios te bendiga y nos siga alimentando espiritualmente… sos un ser con mucha luz…

    Saluditos…

  9. Gracias Axel, y más aún por compartir este espacio que es muy bueno, por tus mensajes y los vídeos, estoy seguro que alientan y sostienen a muchos. Pero créeme, hay quienes caminamos sin más arribo que esperar que, si es verdad algo parecido al eterno retorno de Nietzsche, ojala no exista la conciencia en ello. Para la prueba la locura.

    Sí Axel, la vida es bella, como la película, llena de infinitas posibilidades, eso no se discute. Pero en serio, hay quienes sabemos que ya las tazas probaron todo el mate habido y por haber, todo el café, toda las cervezas, todo el vacío también. Para que unos se llamen «ganadores», deben quedar atrás otros, así funcionan las cosas.

    Una vez más gracias por tus mensajes, espero el corazón aguante para seguirlos leyendo, ya ha fallado cuatro veces, más por alguna razón insiste en seguir latiendo, jajajaja. El cielo nos cuide. Muchos éxitos e igual, sé feliz, más todavía.

  10. Hola Axel, ¿sabes porque no puedo ver el video del que hablas?

    Respuesta de Axel para Isabel:

    Hola Isabel, muchas gracias por la visita! Lamento que no puedas ver el video. Los dos videos de este artículo son de YouTube, por lo que probablemente no sólo no veas los de este blog sino que tampoco puedas ver otros videos y animaciones al navegar por Internet. Te copio a continuación las instrucciones que comparto habitualmente con los visitantes que tienen problemas con los videos:

    1- Descargar e instalar la última versión del explorador Mozilla/Firefox, desde el siguiente enlace: http://www.mozilla-europe.org/es/ , o el explorador Google Chrome desde: http://www.google.com/intl/es-419/chrome/

    2- Si con el nuevo explorador continúan los problemas, descargar la última versión de Adobe Flash: http://get.adobe.com/es/flashplayer/

    3- Si siguen los problemas, descargar la última versión de Java: http://www.java.com/es/download/

    Todos son programas gratuitos y habría que tratar de mantenerlos actualizados.

    Teóricamente estos pasos te permitirían ver sin problemas cualquier video en Internet.

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel Piskulic
    Consultas personales

  11. Axel, desearía tener un día de la felicidad que tenía 5 años atrás.

    Respuesta de Axel para Patricia:

    Hola Patricia… lamento si estás pasando por una etapa difícil. No puedo saber que tipo de preocupaciones o problemas te están afectando, pero hablando en términos generales los que nos causan dolor suelen ser más nuestros pensamientos y las interpretaciones que hacemos de lo que nos pasa, que la realidad en sí.

    Claro que si los problemas te superan o no te resulta posible cambiar la manera de ver las cosas tal vez lo mejor sea consultar personalmente con un psicólogo. Creo que lo importante es no perder la iniciativa, no quedarse detenido.

    Y es muy bueno practicar alguna técnica de meditación, orar, o llevar a cabo cualquier otra actividad que te ayude a sentirte mejor.

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel

  12. Gracias por la sencillez con que describes los mensajes, aunque ya somos adultos a veces requerimos de un mensaje que nos llegue hasta lo profundo, porque nos sentimos agobiados por la vida.

  13. Axel,

    Muchas gracias por tus delicados y amorosos mensajes que compartes. La misma presentación muestra la delicadeza y dulzura con que tratas los temas. Un abrazo.

    Namaste
    Desde Cali, en el camino del despertar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *