Imagen de una mujer feliz, en el campo, con su bicicleta

Me gustaría compartir un fragmento del libro «Las siete leyes espirituales del éxito», de Deepak Chopra, cuyo título es «La Ley del Dharma, o el propósito en la vida».

Al igual que Steve Jobs, en este estimulante video, Chopra también describe la relación entre la vocación, el trabajo y el amor. Y aunque las ideas que expone nos llegan desde la tradición de la India milenaria, en realidad se trata del mismo mensaje.

Antes de pasar al texto de Chopra te propongo que veas este video, cuyo singular protagonista descubre finalmente cuál era su propósito en la vida. Aunque no le resultó nada fácil…

Axel

La Ley del «Dharma», o el propósito en la vida

Todo el mundo tiene un propósito en la vida… un don único o talento especial para ofrecer a los demás. Y cuando combinamos ese talento único con el servicio a los demás, experimentamos el éxtasis y el júbilo de nuestro propio espíritu, que es la meta última de todas las metas.

Cuando trabajas, eres como una flauta a través de cuyo corazón el susurro de las horas se convierte en música… ¿Y qué es trabajar con amor? Es tejer una tela con hilos sacados de tu corazón, como si tu amado fuese a vestirse con esa tela…

Khalil Gibran, en «El profeta»

La séptima ley espiritual del éxito es la Ley del Dharma. «Dharma» es un vocablo sánscrito que significa «propósito en la vida». Esta ley dice que nos hemos manifestado en forma física para cumplir un propósito. El campo de la potencialidad pura es la divinidad en su esencia, y la divinidad adopta la forma humana para cumplir un propósito.

Imagen de una flor de loto

De acuerdo con esta ley, cada uno de nosotros tiene un talento único y una manera única de expresarlo. Hay una cosa que cada individuo puede hacer mejor que cualquier otro en todo el mundo – y por cada talento único y por cada expresión única de dicho talento, también existen unas necesidades únicas. Cuando estas necesidades se unen con la expresión creativa de nuestro talento, se produce la chispa que crea la abundancia. El expresar nuestros talentos para satisfacer necesidades, crea riqueza y abundancia sin límites.

Si pudiéramos enseñarles a los niños desde el principio esta manera de pensar, veríamos el efecto que esto tendría en su vida. En realidad, yo lo hice con mis hijos. Les dije una y otra vez que había una razón para que ellos estuvieran aquí, y que ellos debían descubrir esa razón por sí mismos. Eso fue algo que oyeron desde los cuatro años. También les enseñé a meditar cuando tenían aproximadamente esa edad, y les dije: «No quiero que se preocupen, nunca, por ganarse la vida. Si cuando sean mayores no pueden ganarse la vida, yo les daré lo necesario, de manera que no se preocupen por eso. No quiero que se concentren en ser los mejores de la escuela, en obtener las mejores notas o en ir a la mejor universidad. En lo que realmente quiero que se concentren es en preguntarse a sí mismos cómo pueden servir a la humanidad y cuáles son sus talentos únicos. Porque cada uno de ustedes tiene un talento único que nadie más tiene, y una manera especial de expresarlo, que tampoco tiene nadie más». Mis hijos acabaron estudiando en las mejores escuelas, obteniendo las mejores notas e incluso en la universidad son los únicos que son económicamente autosuficientes, porque ellos tienen su atención puesta en el propósito por el cual están aquí. Ésta, entonces, es la Ley del Dharma.

La Ley del Dharma tiene tres componentes. El primero dice que cada uno de nosotros está aquí para descubrir su verdadero yo, para descubrir por su cuenta que el verdadero yo es espiritual y que somos en esencia seres espirituales que han adoptado una forma física para manifestarse. No somos seres humanos que tienen experiencias espirituales ocasionales, sino todo lo contrario: somos seres espirituales que tienen experiencias humanas ocasionales.

Cada uno de nosotros está aquí para descubrir su yo superior o su yo espiritual. Esa es la primera forma de cumplir la Ley del Dharma. Debemos descubrir por nuestra cuenta que dentro de nosotros hay un dios en embrión que desea nacer para que podamos expresar nuestra divinidad.

El segundo componente de la Ley del Dharma es la expresión de nuestro talento único. La Ley del Dharma dice que todo ser humano tiene un talento único. Cada uno de nosotros tiene un talento tan único en su expresión que no existe otro ser sobre el planeta que tenga ese talento o que lo exprese de esa manera. Eso quiere decir que hay una cosa que podemos hacer, y una manera de hacerlo, que es mejor que la de cualquier otra persona, en este planeta. Cuando estamos desarrollando esa actividad, perdemos la noción del tiempo. La expresión de ese talento único (o más de uno, en muchos casos) nos introduce en un estado de conciencia atemporal.

Imagen de una flor de loto

El tercer componente de la Ley del Dharma es el servicio a la humanidad, servir a los demás seres humanos y preguntarse: «¿Cómo puedo ayudar? ¿Cómo puedo ayudar a todas las personas con quienes tengo contacto?» Cuando combinamos la capacidad de expresar nuestro talento único con el servicio a la humanidad, usamos plenamente la Ley del Dharma. Y cuando unimos esto al conocimiento de nuestra propia espiritualidad, el campo de la potencialidad pura, es imposible que no tengamos acceso a la abundancia ilimitada, porque ésa es la verdadera manera de lograr la abundancia.

Y no se trata de una abundancia transitoria; ésta es permanente en virtud de nuestro talento único, de nuestra manera de expresarlo y de nuestro servicio y dedicación a los demás seres humanos, que descubrimos preguntando: «¿Cómo puedo ayudar?», en lugar de: «¿Qué gano yo con eso?»

La pregunta «¿Qué gano yo con eso?» es el diálogo interno del ego. La pregunta «¿Cómo puedo ayudar?» es el diálogo interno del espíritu. El espíritu es ese campo de la conciencia en donde experimentamos nuestra universalidad. Con sólo cambiar el diálogo interno y no preguntar «¿Qué gano yo con eso?» sino «¿Cómo puedo ayudar?», automáticamente vamos más allá del ego para entrar en el campo del espíritu. Y aunque la meditación es la manera más fácil de entrar en el campo del espíritu, el simple hecho de cambiar nuestro diálogo interno de esta manera también nos brinda acceso al espíritu, ese campo de la conciencia donde experimentamos nuestra universalidad.

Si deseamos utilizar al máximo la Ley del Dharma, es necesario que nos comprometamos a hacer varias cosas:

Primer compromiso: Por medio de la práctica espiritual buscaremos nuestro yo superior, el cual está más allá de nuestro ego.

Segundo compromiso: Descubriremos nuestros talentos únicos, y después de descubrirlos disfrutaremos de la vida, porque el proceso del gozo tiene lugar cuando entramos en la conciencia atemporal. En ese momento, estaremos en un estado de dicha absoluta.

Tercer compromiso: Nos preguntaremos cuál es la mejor manera en que podemos servir a la humanidad. Responderemos esa pregunta, y luego pondremos la respuesta en práctica. Utilizaremos nuestros talentos únicos para atender a las necesidades de nuestros congéneres los seres humanos; combinaremos esas necesidades con nuestro deseo de ayudar y servir a los demás.

Hagamos una lista de nuestras respuestas a estas dos preguntas: ¿Qué haría yo si no tuviera que preocuparme por el dinero y si a la vez dispusiera de todo el tiempo y el dinero del mundo? Si de todas maneras quisiéramos seguir haciendo lo que hacemos ahora, es porque estamos en Dharma, porque sentimos pasión por lo que hacemos, porque estamos expresando nuestros talentos únicos. La segunda pregunta es: «¿Cuál es la mejor manera en que puedo servir a la humanidad?» Respondamos esa pregunta y pongamos la respuesta en práctica.

Imagen de una flor de loto

Descubramos nuestra divinidad, encontremos nuestro talento único y sirvamos a la humanidad con él; de esa manera podremos generar toda la riqueza que deseamos. Cuando nuestras expresiones creativas concuerden con las necesidades del prójimo, la riqueza pasará espontáneamente de lo inmanifiesto a lo manifiesto, del reino del espíritu al mundo de la forma. Comenzaremos a experimentar la vida como una expresión milagrosa de la divinidad, no ocasionalmente, sino a toda hora. Y conoceremos la alegría verdadera y el significado real del éxito, el éxtasis y el júbilo de nuestro propio espíritu.

Deepak Chopra

Descargar este artículo para poder imprimirlo o enviarlo por e-mail.

Si te gustó este artículo, por favor...

No te vayas sin compartirlo

No te vayas sin dejar tu comentario

No te vayas sin suscribirte gratis por mail... Gracias!

Para suscribirte gratis y no perderte ningún artículo

222 comentarios en “La Ley del Dharma

  1. Excelente artículo, el video espectacular… gracias Axel, yo leo y sigo hace mucho tiempo a Chopra, gracias por recordarme esas enseñanzas de manera tan espiritual y didáctica.

  2. Tengo 31 años. Estoy estancada, no me desarrollo, mi último empleo fue hace 5 años y desde entonces a la fecha he hecho cosas pero no suficientes, no tengo un trabajo formal. Ahora sólo estoy casada y me dedico al hogar -sin hijos-, pero estudié una carrera y un posgrado. Creo que estoy deprimida y en una charca permanente, de donde no puedo salir. Los estudios son una cosa, pero eso aún no me deja revelar mi yo interior, no sé qué puedo hacer, o más bien sé que debo sacudirme esta telaraña, pero los que han estado en una situación así sabrán que no es fácil, pero quien no ha estado en mi situación dirá que es cosa de querer hacerlo, por eso pido consejo, porque ya me harté de esta experiencia y quiero vivir, crecer y ser productiva en muchos sentidos. Gracias por leerme. Lo agradezco enormemente.

    Respuesta de Axel para Dianae:

    Hola Dianae, lamento que estés pasando por esta etapa difícil.

    Cualquier situación puede convertirse en un punto de partida desde donde comenzar a avanzar.

    Y esos momentos en los que todo nos parece imposible, son los mejores momentos para acordarse de pedir ayuda a ese «Poder Superior» del que todos formamos parte.

    Este es un artículo que habla de esos momentos y nos sugiere cuál es la salida:

    https://www.amarseaunomismo.com/el-elefante-y-el-cocodrilo/

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel Piskulic
    Consultas personales

  3. Muchas gracias, no me había dado el tiempo de leer los 2 últimos mails, y acabo de darme cuenta que tenía en mis manos la solución a este bajón.

    Agradecida y muchas bendiciones para todos ustedes que hacen posible la autoayuda de nosotros.

  4. Excelente artículo, no sabéis cuánto me ha ayudado y cuánto lo necesitaba… El video, espectacular!!!!!

    Gracias… maravillosa forma de aprender y de ser conscientes de nuestro valor, que a veces olvidamo…

  5. Hola… Tengo 30 años y hace tiempo me pregunto cuál es mi misión en esta vida. Luego tuve a mi hija y esa pregunta se me pasó, pero hoy ya tiene 8 años y me vuelvo con la misma pregunta. Estoy muy a gusto siendo madre, pero hoy por hoy no me encuentro conmigo misma. Buscando información llegue a ti, leí tu articulo y sé cuál es mi don, amo coser y crear cosas, me considero buena persona y me hace bien ayudar a los demás… ¿Ahora qué hago? No sé cómo unirlos, no encuentro cómo depender de mí misma, estoy muy confundida y no sé para dónde arrancar. Siempre pienso en hacer cosas y nunca hago nada. No me siento importante. Estoy haciendo una lista en este momento de cosas a cambiar, quizás eso me ayude para mentalizarme y a ver si logro algo. ¿Algún consejo?

    Muchas Gracias.

    Respuesta de Axel para Loreley:

    Hola Loreley! Muchas gracias por la visita y por compartir tu experiencia.

    Si te gusta coser, si no hay dudas acerca de que ese es tu talento… ya está la mitad del camino recorrido.

    Sólo falta que empieces a coser…

    En la medida que vayas desarrollando esa actividad, a tu ritmo, dentro de tus posibilidades, van a ir surgiendo nuevas ideas y oportunidades para que puedas avanzar con esa actividad.

    Así empecé este blog, con esa actitud, hace ya varios años.

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel Piskulic
    Consultas personales

  6. El tener un propósito claro en la vida, es lo que le da el norte y sentido al día a día. Gracias por ayudarnos a comprender nuestro sentido de vida.

    Ivonne

  7. Me encantó este artículo. Es cierto, todos nacimos con un propósito en esta vida y todos somos buenos y verdaderamente especiales en algo.

    GRACIAS por compartirlo.

  8. Apreciado Axel:

    Al escribir la palabra «apreciado» es muy limitado para lo que quiero expresar… no sólo eres apreciado, eres querido, eres amado porque sólo una persona que es capaz de amarse y amar a los demás es capaz de difundir auténtica sabiduría con suma generosidad. Tus artículos me fortalecen, me empoderan y me ayudan a redescubrir, a recordar que mi dharma es ser una bendición en la vida de los demás, desde mi humilde función como maestra de educación primaria, como madre, hija, esposa, amiga…

    ¡Dios te colme de bendiciones!

  9. Muchas gracias Axel por este hermoso artículo. Yo tengo 54 años y todavía no he encontrado cuál es mi talento. Me gusta ayudar a las personas, pero sigo sin encontrarlo. He buscado información y nada. Le he pedido al Universo que me ayude, pero creo que no tiene gracia que él me lo diga, esa es mi tarea, pero no me doy por vencida. Ahí sigo, hasta que lo encuentre no voy a parar.

  10. Hola Axel!

    Este comentario quiere ser una posible ayuda para Darelly y su hermana interesada en principio por la gastronomía.

    Creo que hay que empezar por las semillas y si la chica se interesa algo por la gastronomía, en principio no me parece nada mal, creo que puede ser una buena semilla.

    Hay un camino para la alimentación (gastronomía), que puede dar unos frutos fantásticos para toda la humanidad, consiste en estudiar y convertirse en un experto en cómo nuestra alimentación determina nuestro estado de salud, algo que puede ser apasionante.

    Tengo el ejemplo en casa, mi mujer con una artrosis importante en una rodilla, cansada de medicamentos, masajes y similares, optó por comprarse un libro que combate la artrosis a través de la dieta. Dicho y hecho, lleva tres meses con su dieta y está ágil y anda ya sin cojear y mucho más tiempo sin cansarse.

    Creo que con algo más de investigación se podrá encontrar la dieta perfecta para cada cosa. Ánimo a la hermana de Darelly, tiene una semilla que aunque todavía pequeña, puede convertirse en una selva de árboles frondosos.

    Un abrazo a todos.

  11. Me interesó y gustó el artículo, cómo puedo seguir obteniendo más información.

    Respuesta de Axel para Rosario:

    Hola Rosario! Muchas gracias por la visita y por dejar tu mensaje.

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel

  12. Hola, gracias por todas estas enseñanzas. Muy bien. Sobre el video que el señor quiere todo en orden, esto sucede en Japón, realmente los japoneses son muy ordenados y estrictos. Nosotros debemos comenzar a ordenar muestra vida, nuestro cuerpo y nuestro entorno si queremos llegar a esa meta que nos hemos fijado. Gracias.

  13. Hola Axel. Tengo una hermana de 17 años que está por entrar a la universidad, ella es la menor de 3 hermanas que somos. Quisiera saber si hay alguna lectura o libro que me recomendaras para apoyarla y encontrar su vocación.

    Ella dice que quiere estudiar gastronomía, pero no la veo tan entusiasmada en ello (muchas de sus amigas quieren estudiar lo mismo). Por otro lado hay muy poca disciplina con ella ya que mis papás aunque están pendientes de ella, la dejan mucho tiempo sola. Quisiera saber que hacer para ayudarla a que busque/encuentre su verdadero talento/propósito en su vida.

    Te agradezco mucho por tu página y por el apoyo que puedas brindarme!

    Respuesta de Axel para Darelly:

    Hola Darelly! Muchas gracias por la visita y por dejar tu mensaje.

    La verdad es que no tengo mucho para aportarte. El caso de tu hermana es en todo similar al de mis sobrinas, que a esa edad pasaron exactamente por la misma situación.

    Algo pasa con los chicos de ahora que nada parece gustarles. Creo que no hay lecturas para revertir esta situación. Es algo mucho más profundo, que cada uno de ellos va a tener que investigar.

    Por un lado, todo el proceso de crianza y educación, tanto en la familia como en la escuela, consiste en convencerlos de que no hagan lo que les gustaría hacer… cada día de sus vidas. Y luego, cuando quisiéramos que encuentren una actividad que les guste, nos desconcierta que no la descubran.

    Casi parece lógico que se hayan «desconectado» de la pasión por hacer lo que les gusta.

    Y por otro lado, la sociedad que les ofrecemos no parece algo tan agradable como para que ellos quieran incorporarse formándose en un oficio o una profesión… tal vez esta indiferencia por decidir qué quieren hacer deba leerse como un «no me interesa en lo más mínimo integrarme en la sociedad de la manera que lo hicieron mis padres, de la manera que esperan que yo lo haga».

    Lamento no poder responder tu pregunta. Más bien sumé mis propias preguntas a la tuya.

    Una última reflexión. Frente a las nuevas generaciones, los adultos siempre fuimos pesimistas. Con todo nuestro sentido común y con nuestras mejores intenciones, los adultos siempre pensamos más o menos parecido respecto de los jóvenes, en todas las épocas… y siempre nos equivocamos.

    Creo que si los dinosaurios hubieran tenido la capacidad de razonar y de conversar entre ellos, al ver a los primeros monos se habrían dicho que la evolución de las especies andaba muy mal ya que de ninguna manera esos pequeños e inofensivos animalitos podrían representar un progreso en el proceso evolutivo de la vida.

    Salvando las distancias, tampoco nosotros podemos entender qué puede tener de valioso esta indiferencia que hoy muestran los adolescentes… y que a veces tanto nos molesta. Vaya uno a saber para qué inesperados cambios futuros la vida los está preparando…

    Te mando un gran abrazo…!!!

    Axel

  14. Querido Axel, gracias ante todo por la información, es muy valiosa.

    Saber que venimos a este plano físico con un talento único que debemos desarrollar, y descubrir nuestro propósito, y por ende a través de ello servir a los demás. Es decir tomar la plena consciencia de nuestro ser espiritual.

  15. Hola, quisiera que me ayudaras a través de tus consejos, cómo ayudar a mi hija de 12 años a recuperar su autoestima.

    Respuesta de Axel para Ransiloid:

    Hola! Muchas gracias por la visita.

    Lo mejor es que los niños tengan como modelos a padres con un saludable nivel de autoestima, que los niños puedan ver en su realidad de cada día cómo se tratan a sí mismas las personas que se aman y que se aceptan sin condiciones.

    Lógicamente que es muy importante que los niños sean queridos y aceptados incondicionalmente, y que los padres sepan expresar ese amor. Pero esto último sucede naturalmente si los padres realmente tienen resuelto el tema de su propia autoestima.

    Por último, si los niños manifiestan cualquier problema psicológico, relacionado o no con la autoestima, es necesario consultar con un psicólogo con experiencia en niños.

    Te mando un gran abrazo!!!

    Axel

  16. Hace tiempo me estoy preguntando cuál es mi propósito, pero no hallo la respuesta y tengo tantos años que me da miedo morir sin haber cumplido el propósito.

    Respuesta de Axel para Beatriz:

    Hola Beatriz! Muchas gracias por la visita y por dejar su mensaje.

    Su preocupación me hizo acordar de una película muy interesante. Te dejo un enlace para verla: Las cinco personas que encontrarás en el cielo.

    No le quiero adelantar nada de la historia, pero el protagonista comprende que su vida efectivamente tenía un sentido muy importante, aunque el no lo entendía, aunque a él le parecía una vida ordinaria.

    Le mando un gran abrazo…!!!

    Axel

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *